Octava etapa: Kinlochleven – Fort William

Rio Kiachnish · La Guía del West Highland Way

Se llamaba Pepe y era de Badajoz. Llegó a Fort William hace dieciséis años, huyendo de un divorcio, con la intención de estar unos meses. Hay encontró una gallega, y ya no volvió. Es taxista y propietario de una pequeña compañía de taxis, padre de dos criaturas escocesas, y tiene una clienta que se gasta la ayuda para alcoholismo al bingo y al taxi que lo lleva, ya que es abstemia.

Séptima etapa: Kingshouse – Kinlochleven

Etapa 7: Kingshouse - Kinlochleven · La Guía del West Highland Way

El bus de les 8:34 estava ple d’excursionistes. Si més no, de gent vestida d’excursionista. Tampoc és d’estranyar. De Crianlarich fins a Glencoe només hi ha un poble, Tyndrum, tres o quatre assentaments, i muntanyes. I el bus arriba fins a Fort William, centre neuràlgic dels esports de muntanya a Escòcia, com fa evident la quantitat de botigues de roba i material d’excursionisme, escalada, etc., que hi ha al centre de la ciutat. També és el final del West Higland Way.

Sexta etapa: Bridge of Orchy – Kingshouse

Etapa 6: Bridge of orchy - Kingshouse · La Guía del West Highland Way

Había solicitado a Wendy si podía desayunar a las ocho menos cuarto en lugar de las ocho. Tienes que coger el bus, afirmó ella. Wendy y Philip son los propietarios de la Glenarden House, la casa donde me alojaré dos noches más en Crianlarich, y que me contrató el camarero de Ben More Lodge porque solo podían ofrecerme una noche de más. Pero me he sentado a desayunar que eran casi las ocho.

Cuarta etapa: Inverarnan – Crianlarich

Etapa 4: Inverarnan – Crianlarich · La Guía del West Highland Way

Me he encontrado a Greg, que no recuerdo como se llama, marchando con sus tres compañeros, cuando yo iba a desayunar. Era el inquilino del bothy del lado. Había hecho el West Highland Way la semana pasada en bicicleta y esta lo hacía caminando, en sólo cinco días. La tarde anterior estuvimos comentando la dureza del terreno de ese día, que él también había conocido a la pareja de americanos, que yo también había conocido a la pareja de alemanes, y, después de preguntarme sobre la historia de Cataluña, pusimos un rato con los ingleses. Había votado Yes.

Segunda etapa: Drymen – Rowardennan

Connic Hill y Loch Lomond · La Guía del West Highland Way

Había tres mesas ocupadas desayunando a primera hora, dos parejas y yo. La mía, junto a los ventanales. Estaba ausente mirando como llovía cuando me ha traído los huevos revueltos. Llueve, me ha dicho. Ha cogido una silla, y me ha explicado que abrieron hace unos meses, que hizo un marzo y un abril muy cálidos, que ella ha hecho el West Highland Way entero un par de veces…